Jorge Briceño, alias “El Mono Jojoy”, líder de las FARC, murió abatido por Fuerzas Armadas de Colombia en una zona selvática del sureste del país.

La noticia fue confirmada de inmediato por el fiscal general de Colombia, Guillermo Mendoza.

“Una fuente militar ha confirmado que en un operativo de las cuatro fuerzas (militares) se dio de baja a un grupo de guerrilleros y en el día de hoy, hace unas horas, se encontró el cuerpo de alias Mono Jojoy”, dijo Mendoza.

La muerte del comandante guerrillero es considerado como el golpe militar más fuerte a las izquierdistas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia.

El operativo, en el que participaron agentes de la policía y miembros del ejército colombiano, se llevó a cabo en el municipio de La Macarena, en el departamento del Meta.

“Fue un bombardeo de la Fuerza Aérea apoyado por el ejército y la policía. Se produjeron varias bajas y en las operaciones de registro se encontró el cadáver de Briceño”, dijo un oficial del ejército colombiano.

Camilo Gómez, ex comisionado de paz del gobierno del entonces presidente Andrés Pastrana, dijo que se trataba del ” golpe más importante que se le ha dado a las FARC” y dijo que era “incluso más importante que la muerte de Raúl Reyes”.

Briceño nació el 5 de febrero de 1953 y según versiones militares, se vinculó a las FARC en 1975 como guerrillero raso y logró escalar importantes posiciones dentro del organismo guerrillero.

VOZ