Dr. Dave Chokshi, comisionado de Salud de la Ciudad de Nueva York.

Por el Dr. Dave A. Chokshi  – 

Recientemente se anunciaron importantes actualizaciones sobre la vacuna contra el COVID-19: ciertas personas ahora pueden recibir una dosis de “refuerzo”. Desde el inicio de COVID-19, nuestra comprensión científica del virus no ha dejado de evolucionar, y es razonable que muchos neoyorquinos tengan preguntas sobre este nuevo avance.

Me gustaría proporcionar las respuestas al “quién, por qué y dónde” de las dosis de refuerzo.

¿Quién debe recibir una dosis de refuerzo? Las tres marcas de vacunas de refuerzo están disponibles para muchos neoyorquinos —Pfizer, Moderna y Johnson & Johnson— y “mezclar y combinar” las vacunas es seguro. Sin embargo, quién puede recibir un refuerzo depende de la vacuna que haya recibido originalmente.

En este momento, las dosis de refuerzo de Pfizer y Moderna están aprobadas para determinadas personas que se vacunaron hace al menos seis meses, en concreto, personas de 65 años o más, adultos con enfermedades preexistentes (como la diabetes) y adultos con mayor riesgo de exposición debido a su trabajo (como los trabajadores de la salud) o al lugar donde viven (como los residentes de centros para adultos mayores).

La dosis de refuerzo de Johnson & Johnson está aprobada para cualquier persona de 18 años o más que se haya vacunado hace al menos dos meses, como yo. Dado que ahora se autoriza “mezclar y combinar”, los receptores de Johnson & Johnson pueden recibir una dosis de refuerzo de cualquiera de las tres vacunas autorizadas (Moderna, Pfizer o Johnson & Johnson). Se dispone de datos limitados que demuestran que las vacunas de Moderna o Pfizer podrían dar lugar a niveles de anticuerpos más elevados.

¿Por qué recibir una dosis de refuerzo? La ciencia continúa demostrando que las tres vacunas contra el COVID-19 autorizadas son seguras y salvan vidas. Por eso, lograr que más neoyorquinos se vacunen con su primera y segunda dosis sigue siendo lo más importante. La dosis de refuerzo añade otra capa de protección: está pensada para “reforzar” su inmunidad. Esto es particularmente importante para las personas que corren más riesgo de contraer enfermedades graves.

¿Dónde pueden los neoyorquinos obtener una dosis de refuerzo? En la ciudad de Nueva York, las dosis de refuerzo están disponibles en centros de los cinco distritos municipales y mediante la vacunación en el hogar. Para encontrar una ubicación cerca de usted, visite nyc.gov/vaccinefinder. Las vacunas son gratuitas en los centros de vacunación de la Ciudad para todos los neoyorquinos, independientemente de su estado migratorio.

Más de 250.000 neoyorquinos ya han recibido la dosis de refuerzo. Esto significa que miles de neoyorquinos tendrán una mayor protección contra el COVID-19. Podrán reunirse con amigos, familiares y seres queridos de manera más segura. Y a los neoyorquinos que aún no se han vacunado, les pido que den el primer paso hoy mismo: únanse a los otros 6 millones de neoyorquinos y vacúnense. Es la mejor manera de salir de esta pandemia y volver a la vida normal.

El Dr. Chokshi es el comisionado de Salud de la Ciudad de Nueva York