A medida que envejecemos se presentan problemas de salud especiales. A medida que la población de Estados Unidos extiende su promedio de vida, más de nuestros amigos y familiares requieren atención específica a sus necesidades. Con esto en mente, hace tres años, los profesionales del NewYork-Presbyterian/Queens Jackson Heights Family Health Center fundaron el Center for Healthy Aging para ofrecer atención preventiva y crónica a las personas mayores de la comunidad de Queens.

El Center for Healthy Aging ofrece una gama de programas de salud diseñados para ayudar a que las personas mayores vivan bien. Estos pueden variar desde evaluaciones de prevención de caídas, a pruebas de detección de las enfermedades crónicas principales que requieren atención continua, es decir, diabetes, cáncer y enfermedades cardiovasculares.

“Uno de nuestros objetivos es ayudar a que las personas mayores puedan seguir viviendo en su casa de forma independiente”, dice la Dra. Nathalie Roseme-Frederic, especialista en medicina familiar, quien se unió al Centro hace tres años, poco después de su inauguración. “Los ayudamos a aprender cómo manejar las actividades comunes de la vida diaria, a ponerse metas realistas y mantener un nivel funcional óptimo”, dijo.

Es vital atender la salud de los envejecientes.

Es vital atender la salud de los envejecientes.

La Dra. Roseme-Frederic explicó que el Center for Healthy Aging pone menos énfasis en los medicamentos y trata de limitar la cantidad que toman los pacientes. Cuando alguien ingresa al Centro por primera vez se le hace una primera evaluación de su estado de salud, seguido de un inventario de los medicamentos que toma el paciente, y se lleva a cabo una discusión para comprender cómo es el ambiente del hogar donde vive. Por ejemplo, ¿el individuo vive solo o con un cuidador? ¿Cuáles son los aspectos sociales de la vida del paciente? ¿Quién es la persona de contacto más cercana? A veces, un médico podrá saber más sobre el paciente que su familia.

La salud mental del paciente se evalúa cuidadosamente. La depresión es muy común entre los ancianos, dice la Dra. Roseme-Frederic, y esto se puede tratar con medicamentos. También, a veces, cuando se sospecha demencia, una prueba de sangre puede demostrar si lo que ocurre realmente pueda ser un problema médico o deficiencia, dice.

Las enfermeras a domicilio son otro recurso al que el personal del Center for Healthy Aging puede acceder. La Dra. Roseme-Frederic a menudo las hace visitar a los pacientes en casa para enseñarles sobre la diabetes y el uso de los equipos que necesiten.

El Center for Healthy Aging es una adición bienvenida al arsenal de los servicios de salud en Queens. Visita la página web de NewYork-Presybterian/Queens para más información: www.nyp.org/queens.

Dirección: 73-15 Northern Boulevard, Jackson Heights, N.Y. 11372 Teléfono: (718) 424-2788