Portada del New York Times del 28 de agosto del 2020.

El presidente Donald Trump pagó solo 750 dólares en impuestos federales sobre la renta tanto en 2016, el año en que se postuló para presidente, como en 2017, su primer año en la Casa Blanca, según un informe publicado originalmente el domingo en The New York Times.

Trump, quien ha mantenido privadas sus declaraciones de impuestos y es el único presidente en los tiempos modernos que no los ha hecho públicos, no pagó impuestos federales sobre la renta en 10 de los últimos 15 años, según el artículo.

Los detalles de las declaraciones de impuestos complican la descripción de Trump de sí mismo como un hombre de negocios astuto y patriótico, revelando en cambio una serie de pérdidas financieras e ingresos del exterior que podrían entrar en conflicto con sus responsabilidades como presidente.

Las divulgaciones financieras del presidente indicaron que ganó al menos $434,9 millones de dólares en 2018, pero las declaraciones de impuestos reportaron una pérdida de $47,4 millones.

Un abogado de la Organización Trump, Alan Garten, y un portavoz de la Organización Trump no respondieron de inmediato a una solicitud de comentarios de The Associated Press sobre el informe. Garten le dijo al Times que Trump pagó millones en impuestos y que “la mayoría, si no todos, de los hechos parecen ser inexactos”.

En una conferencia de prensa el domingo en la Casa Blanca, Trump desestimó el informe como “noticias falsas” y sostuvo que pagó impuestos, aunque no dio detalles. También prometió que la información sobre sus impuestos “será revelada”, pero no ofreció un cronograma para la divulgación e hizo promesas similares durante la campaña de 2016, pero nunca cumplió.

De hecho, el presidente ha presentado desafíos judiciales contra quienes buscan acceder a sus declaraciones, incluida la Cámara de Representantes de Estados Unidos, que está demandando el acceso a las declaraciones de impuestos de Trump como parte de la supervisión del Congreso.

La divulgación, que según el Times proviene de los datos de declaraciones de impuestos que obtuvo durante más de dos décadas, se produce solo unos días antes del primer debate presidencial del martes y semanas antes de una elección divisiva contra el demócrata Joe Biden.

Durante sus primeros dos años como presidente, el Times informó que Trump recibió $73 millones de dólares de operaciones en el extranjero, que además de sus propiedades de golf en Escocia e Irlanda incluían $3 millones de Filipinas, $2,3 millones de India y $1 millón de Turquía.

En 2017, el presidente pagó $145.400 dólares en impuestos en India y $156.824 en Filipinas, en comparación con solo $750 dólares en impuestos sobre la renta que pagó en EE.UU.

Trump encontró múltiples formas de reducir sus facturas de impuestos, según el artículo. Ha tomado deducciones fiscales en gastos personales como vivienda, avión y $70.000 dólares para peinarse mientras filmaba “El aprendiz”.

Las pérdidas en los negocios inmobiliarios de propiedad exclusiva y administrados por Trump parecen haber compensado los ingresos de su participación en “El aprendiz”; y otras entidades con múltiples propietarios.

Durante los primeros dos años de su presidencia, el artículo dice que Trump dependía de los créditos fiscales comerciales para reducir sus obligaciones fiscales. El Times dijo que $9,7 millones de dólares en créditos de inversión empresarial que se presentaron después de que Trump solicitó una extensión para presentar sus impuestos le permitieron reducir sus ingresos y pagar solo $750 dólares cada uno en 2016 y 2017.

Los pagos del impuesto sobre la renta ayudan a financiar programas militares y nacionales de EE.UU.

Trump, a partir de 2010, reclamó y recibió un reembolso del impuesto sobre la renta que ascendió a $72,9 millones de dólares, lo que, según el Times, era el núcleo de una auditoría en curso del IRS. El presidente se ha negado a publicar sus impuestos citando la auditoría.

Richard Neal, demócrata de Massachusetts, presidente de la Comisión de Medios y Arbitrios de la Cámara de Representantes que ha intentado sin éxito obtener los registros fiscales de Trump, dijo que el informe del Times hace que sea aún más esencial que su comité obtenga los documentos.

“Parece que el presidente se ha aprovechado del código tributario y ha utilizado las peleas legales para retrasar o evitar pagar lo que debe”, escribió Neal en un comunicado. “Ahora, Donald Trump es el jefe de la agencia que considera un adversario. Es esencial que el programa de auditoría presidencial del IRS permanezca libre de interferencias”.

Garten dijo en un comunicado a la organización de noticias que el presidente “ha pagado decenas de millones de dólares en impuestos personales al gobierno federal, incluido el pago de millones en impuestos personales desde que anunció su candidatura en 2015”.

El New York Times dijo que se negó a proporcionar a Garten las declaraciones de impuestos para proteger sus fuentes. Voa