Julie Menin en videoconferencia con miembros de la prensa étnica. Foto Javier Castaño

Por QueensLatino

“El censo es una competencia nacional por más de 650 mil millones en recursos para la educación, vivienda, empleo y varios servicios”, dijo Julie Menin, directora del NYC Census 2020. “El COVID-19 afectó este proceso y ahora nos enfocamos más en lo virtual, por Internet”.

La directora Menin participó en una reunión virtual con miembros de la prensa étnica que organizó el Center for Community Media de CUNY. Fue moderado por Elinor Tatum, gerente de New York Amsterdam News.

El problema es que el nivel de respuesta del censo hace 10 años fue del 51 por ciento en la ciudad de Nueva York. Vecindarios como Corona y Elmhurst, en Queens, tuvieron los niveles más bajos. La pandemia ha dejado a la gente sin trabajo y dinero y ha limitado aún más el acceso al Internet de los inmigrantes que viven en estos vecindarios. Algunos tuvieron que vender el teléfono celular para sobrevivir.

Debido al Coronavirus el censo no está utilizando visitadores, “aunque estamos realizando una campaña de base, multicultural, con la ayuda de las redes sociales y las llamadas”, dijo Katheleen Daniel, directora del trabajo de campo en NYC Census 2020.

Amit Bagga, subdirector del NYC Census 2020 habló del trabajo con las diversas agencias de la ciudad de Nueva York y de la importancia del enfoque digital. Puso de ejemplo el trabajo con Alianza Ecuatoriana Internacional que distribuye comida a los más necesitados durante esta pandemia y promueve el censo entre los inmigrantes con o sin documentos. “Es la primera vez que estamos usando campañas digitales”, dijo Bagga.

Después de una introducción grandilocuente de J. Phillip Thompson, vicealcalde de estrategias políticas de esta ciudad, la conversación se centró en el racismo que ha imperado en esta nación desde 1787 para mantener a los negros excluidos y sin recursos sociales. “El problema está en las leyes del Senado que están para preservar el statu quo. Cada 10 años el censo no nos cuenta y por eso estamos relegados. Debemos contarnos para obtener más recursos en los vecindarios de las minorías”, concluyo el vicealcalde Thompson.