Bitta Mostofi, comisionada de MOIA. Foto Michael Appleton/Alcaldía NYC

Por Bitta Mostofi, comisionada de la Oficina del Alcalde para Asuntos del Inmigrante de la Ciudad de Nueva York

La presente columna se publicó con anterioridad en el Queens Chronicle.

¿Por qué Nueva York se destaca como la mejor ciudad para los inmigrantes? Una de las razones más convincentes es que la ciudad de Nueva York es una de las ciudades lingüísticamente más diversas del mundo. Los residentes de la ciudad de Nueva York de los cinco condados hablan más de 200 idiomas de casi todos los continentes, desde español, mandarín y árabe hasta fulani, mixteco, quechua, garífuna y wolof.

En el Día Internacional de la Lengua Materna, el 21 de febrero, celebramos el papel fundamental de todos los idiomas a nivel mundial y en la ciudad de Nueva York. La festividad conmemora los esfuerzos de los activistas bengalíes para proteger su derecho a hablar bengalí, su lengua materna. Como lo reconocieron, los idiomas están estrechamente ligados a nuestras culturas, historias e identidades. Cuando uno lucha para proteger los derechos lingüísticos de una comunidad, también lucha por los derechos, la seguridad y el sentido de pertenencia de todas las comunidades.

Sin embargo, cientos de idiomas, incluidos los idiomas de las comunidades indígenas de Nueva York, desplazados por el colonialismo de los colonos, se encuentran en peligro de extinción actualmente. Debemos seguir esforzándonos para preservar estos idiomas con el apoyo de nuestras comunidades, defensores y gobiernos locales. En Nueva York, reconocemos el valor fundamental de los varios idiomas que se hablan en nuestra ciudad y afirmamos nuestro compromiso para promoverlos, preservarlos y protegerlos. Al hacerlo, señalamos que nuestra ciudad es un lugar seguro y acogedor para los neoyorquinos de todos los orígenes e identidades.

La Oficina del Alcalde para Asuntos del Inmigrante de la Ciudad de Nueva York ha trabajado con otras agencias para implementar la Ley Local 30, una de las medidas más fuertes del país para el acceso al idioma. Requiere que las agencias de la ciudad brinden servicios de acceso al idioma, incluyendo traducciones de documentos comúnmente distribuidos en 10 idiomas que se hablan en la ciudad, y que desarrollen planes de implementación para continuar expandiendo el acceso al idioma. Entre otros requisitos, las agencias de la ciudad también deben proporcionar interpretación telefónica en al menos 100 idiomas y proporcionar señalización multilingüe sobre la disponibilidad de servicios de interpretación gratuitos. Además, IDNYC, el programa de identificación gratuito de la ciudad para todos los neoyorquinos, sin importar su situación migratoria, ofrece a los titulares de tarjetas la posibilidad de incluir dos idiomas preferidos en su tarjeta de identificación. Esto es importante para los neoyorquinos que hablan varios idiomas de su país de origen. También ayuda a proporcionar el orgullo de identidad y protección para quienes hablan otros idiomas que no sean el inglés.

Como nos hemos dado cuenta durante la pandemia de COVID-19, nunca ha sido más importante garantizar la disponibilidad de información y recursos críticos en varios idiomas para poder llegar a todos los neoyorquinos. Hemos mejorado la accesibilidad de nuestra página web y hemos publicado información en más idiomas de los 10 idiomas requeridos por la Ley Local 30. MOIA también tradujo materiales críticos, como nuestra guía multilingüe de servicios de la ciudad durante la pandemia de COVID-19, a idiomas adicionales como el portugués, nepalí y yiddish. Puede encontrar las directrices en nyc.gov/immigrants/coronavirus. Al igual que el trabajo de MOIA apoyando el programa de pruebas COVID-19 de la Ciudad, estamos comprometidos a trabajar con nuestras agencias asociadas para apoyar el esfuerzo del programa de la ciudad “Vaccine for all” (Vacuna para Todos), especialmente para abordar las inequidades en el acceso a la información de los neoyorquinos en los idiomas que hablan, y expandió la educación y el alcance a nuestras comunidades más afectadas por la pandemia. Esto incluye asesoramiento a las agencias sobre interpretación en eventos virtuales, cómo hacer que sus páginas en línea sean más accesibles e integrar el acceso al idioma en los esfuerzos de planificación de recuperación de COVID-19.

Además, hemos priorizado el acceso al idioma en nuestro trabajo, liderando Cities for Action (C4A), una coalición de casi 200 ciudades y localidades en todo el país que abogan por políticas federales más inclusivas y proinmigrantes. El mes pasado, C4A publicó una lista de recomendaciones para que la administración de Biden y el Congreso las implementen con el fin de brindar más apoyo a nuestras comunidades. Algo fundamental en nuestras recomendaciones fue el aumento en la inversión, la coordinación y el apoyo de los servicios e información multilingües en todos los niveles de gobierno. Este paso es imperativo para revertir los últimos cuatro años de políticas federales y negligencia que avergonzaron a los neoyorquinos multilingües y que afirmaron una visión ahistórica y estrecha de lo que significa ser estadounidense. Por último, reconocemos que el acceso al idioma no solo es imperativo para el éxito, el empoderamiento y la seguridad de nuestras comunidades de inmigrantes, sino que también es un derecho civil. Puede encontrar más información sobre las recomendaciones de C4A en citiesforaction.us/vision.

Finalmente, junto con nuestro activismo de acceso al idioma, continuamos apoyando el aprendizaje del idioma inglés a través de nuestro programa WeSpeak NYC, que ofrece clases gratuitas de conversación en línea para aquellas personas con nivel de inglés intermedio que desean seguir aprendiendo. A través de este esfuerzo, valoramos la diversidad lingüística y honramos la educación bilingüe para apoyar aún más a nuestras comunidades de inmigrantes. Los neoyorquinos pueden inscribirse en una clase y obtener más información en www.wespeaknyc.cityofnewyork.us/wsnyc-online-classes.

Al reconocer y salvaguardar el valor fundamental de los idiomas en este Día Internacional de la Lengua Materna, también apreciemos la promesa perdurable de nuestra Ciudad: no importa de dónde sea ni el idioma que hable, la Ciudad de Nueva York es su hogar.