Estatuas Moais en Rano Raraku, Chile, contribuyeron al descubrimiento de la verdad sobre el “descubrimiento” de América.

Un nuevo estudio ha revelado genéticamente que pueblos indígenas de Suramérica establecieron contacto con Polinesia 1,200 años antes de Jesucristo. Es decir, cientos de años antes que los europeos, quienes llegaron en 1492 en tres embarcaciones guiadas por Cristóbal Colón.

La nueva investigación fue realizada por Stanford Medicine de California y varias naciones como México y Colombia.

Los investigadores analizaron datos genéticos de 800 indígenas de Polinesia, México y Colombia. Rastrearon su árbol genético (ADN) y concluyeron que hubo contacto entre los indígenas de polinesia y los que siguen habitando la zona que hoy se conoce como Colombia.

“Ahora estamos entendiendo mejor la historia del hombre”, dijo Alexander Ioannidis, PhD. Andrés Moreno-Estrata, Ph.D, profesor y jefe de genética en México, dijo que “estamos contestando una pregunta que nos hemos hecho hace muchos años sobre el contacto de indígenas del Pacífico y nativos suramericanos”.

Los polinesios eran excelentes navegantes, se orientaban por las estrellas y usaban canoas. El texto de la investigación fue publicado en la revista Nature. Allí hay citas y gráficos que explican el resultado de esta investigación que cambia la hitoria sobre el “descubrimiento” de América por los europeos.