Dos mujeres sobre un auto e inhlando hookah en Northern Boulevard en donde la mayoría de la gente no viste tapabocas para prevenir el contagio del Coronavirus. Fotos Javier Castaño

Por Javier Castaño

En esta ciudad el Coronavirus enfermó a 210,523 personas, hospitalizó a 53,564 y mató a 22,384. Jackson Heights puso 2,597 infectados y 238 muertos. Elmhurst puso 3,310 casos y 292 fallecidos.

Y ahora empieza la reapertura económica de Nueva York. Qué viva la fiesta.

“Una etapa muy importante y la ciudad está distribuyendo información para que la gente siga guardando distancia, cubriéndose la cara y siguiendo las normas”, dijo Bitta Mostofi, comisionada de la Oficina de Asuntos del Inmigrante de la ciudad de Nueva York (MOIA). “Nuestros embajadores están en los vecindarios para educar a la gente y protegerla”.

Por ejemplo, los restaurantes que venden licor para llevar, no tienen por qué obligar a los clientes a comprar comida. Ni una empanada o un taquito. Aquellos establecimientos que tienen todo en regla, sí pueden utilizar la calle, la zona de estacionamiento de vehículos para colocar mesas y asientos.

“Hemos emitido miles de permisos durante esta pandemia y los dueños de los restaurantes son los responsables de seguir los protocolos”, dijo Polly Trottenberg, comisionada del Departamento de Transporte (DOT). “También estamos estudiando la posibilidad de cerrar las calles y permitir que los establecimientos comerciales las usen para atender a sus clientes”.

Tanto restaurantes como salones de belleza y barberías deben de entregarle a sus empleados el tapabocas y desinfectantes, además de vigilar para mantener la distancia de seis pies entre las personas. Si el empleador no está en capacidad de suministrar tapabocas, puede llamar al 311 y la ciudad le proveerá suficientes. Salones de belleza y barberías deben trabajar con cita previa o esperando afuera del establecimiento.

Algunos restaurantes como Mojitos de Northern Boulevard y la calle 81, de propiedad de Marcos Muñoz, le ofrecen a los clientes tapabocas y no colocan música para que la gente no se aglomere en los andenes. “Quiero proteger a los clientes y la comunidad”, dijo Muñoz.

Con tapabocas, Marcos Muñoz frente a su establecimiento Mojitos de Northern Boulevard.

El bar Hombres, de la 37 Avenida en Jackson Heights, sacó sus mesas y su bandera a la calle.

Inhalar hookah no es una práctica sana, pero se aprecia en algunas calles de Queens. En las noches, cuando más clientes acuden a divertirse, el 90% no usa tapabocas y eso preocupa a los vecinos y autoridades de la ciudad. Otras ciudades de esta nación han experimentado un alza en los números de infectados de Coronavirus por haber reabierto su economía muy temprano.

El estado de Nueva York impuso cuarentena de dos semanas a los viajeros que provienen de estados como Alabama, Arizona, Arkansas, Florida, North Carolina, South Carolina, Texas y Utah. La multa a los infractores puede ascender a 10 mil dólares.

Lorelei Salas en telecoferencia.

“Si algún empleado se enferma, debe quedarse en la casa. Si cree que está haciendo abusado por el empleador, puede comunicarse con nuestra oficina al 212-436-0381”, dijo Lerelei Salas, comisionada de Departamento de Asuntos del Consumidor de la ciudad de Nueva York. Salas dijo que todos los negocios tienen obligaciones y derechos y que los vendedores callejeros, con carritos o camiones, también deben cumplir con las regulaciones laborales y de higiene durante esta pandemia.

Jonnel Doris.

Jonnel Doris, comisionado del Departamento de Pequeños Negocios de esta ciudad, dijo que la ciudad ha distribuido millones de tapabocas y equipo PPE para evitar la contaminación del Coronavirus. Destacó al restaurante Mijotos como un restaurante que sigue las reglas.

En Nueva York hay más de 230,000 pequeños negocios, el 62% tiene un mínimo de seis empleados y el 50% son de propiedad de inmigrantes o hijos de inmigrantes.

“La reapertura es responsabilidad de todos”, dijo Doris.

 

Algunos establecimientos ya comenzaron a apoderarse de las calles con la autorización de la ciudad.

Para mayor información, visite www.NYC.gov