En la Biblioteca Pública de Corona, Queens, tomó juramento un “Grupo de Amigas” de esa institución. “Estoy muy contenta de pertenecer a este grupo porque realmente nos interesa el crecimiento de la comunidad que usa la biblioteca”, dijo Rosalba Rosas, presidenta de este grupo de voluntarias. “El medio ambiente es mi pasión y la educación sirve para salvar el planeta. Por eso estoy aquí”.

La

Vilma Daza, gerente de la Biblioteca de Corona, Queens, al extremo izquierdo, al lado de Yamile Peña, líder empresarial, y el grupo de mujeres amigas de esta institución. De gafas, la presidenta interina Brigget Quinn-Carey, y de gorra, Lemore R. Gall, Ed.D., fedeicomisaria de la junta directiva de las bibliotecas de Queens.

Rosa, en nombre del grupo, dijo que estaban deseosas de trabajar y que los padres deben de participar más en la educación de sus hijos y de toda la comunidad. “Los niños necesitan ayuda para hacer sus tareas y por eso requerimos de más voluntarios”, dijo Rosa.

El grupo está integrado por Rosalba Rosa (Presidenta), Gianina Enriques (Vicepresidenta), Maribel Cabrera (Tesorera), Yamile Peña (Secretaria), Myrian Guananga (Asistente de la Secretaria) y Christina Camacho (Asuntos Comunitarios).

Vilma Daza, la gerente de esta biblioteca localizada en la calle 104 de Corona, se mostró complacida con este grupo de mujeres “porque beneficiará a la comunidad y a biblioteca de Corona”.

Bridget Quinn-Carey, la nueva presidenta y CEO interina del sistema de Bibliotecas de Queens, dijo que depositaba la confianza en este grupo de mujeres porque “entienden el vecindario y están dispuestas a trabajar por el bienestar de la biblioteca y de la comunidad”.

Bridger Quinn-Carey, presidenta interina del sistama de Bibliotecas de Queens. Fotos Javier Castaño

Bridger Quinn-Carey, presidenta y CEO interina del sistema de Bibliotecas de Queens. Fotos Javier Castaño

Entre las necesidades de esta biblioteca están el abrir seis días de la semana, contratar más personal y la posibilidad de construir en el segundo piso para ampliar las instalaciones. Quinn-Carey también dijo que este año planeaba aprender español.

“La población de Queens es muy diversa y un gran refugio para la comunidad latina que sigue creciendo. Por eso necesitamos más fondos para construir bibliotecas más grandes. Este año es de gran desafío para las bibliotecas de Queens y queremos ser más fuertes con el fin de prestar un mejor servicio”, dijo la presidenta interina.

Quinn-Carey entró a reemplazar a Thomas Galante quien fue despedido el mes pasado por abusar de los fondos de las bibliotecas de Queens. “He aceptado el desafío y quiero ser nombrada de manera permanente en el cargo de presidenta del sistema de Bibliotecas de Queens”, concluyó Quinn-Carey después de tomar juramento al grupo de Mujeres Amigas de la Biblioteca de Corona.

Javier Castaño