Para garantizar que los pacientes de los hospitales públicos de la ciudad de Nueva York reciban los servicios de salud sin importar su estatus migratorio o idioma, se ha iniciado una campaña en diversos medios de comunicación. El NYC Health + Hospitals quiere de esta manera aumentar la satisfacción de los pacientes las 24 horas del día en 200 idiomas y dialectos.

La campaña se denomina “I Speak” (Yo Hablo) y comenzó la Semana de la Herencia del Inmigrante. Es una manera de reconocer la importancia de otorgar el servicio de salud en varios idiomas y obedece a un propósito de la administración del alcalde Bill de Blasio y su programa NYC Care.

NYC Health + Hospitals invierte alrededor de 10 millones de dólares al año para atender la salud de los neoyorquinos. Cada año los hospitales de la ciudad de Nueva York reciben un millón de solicitudes para traducir y asistir a los pacientes.

“De esta manera ayudamos a reducir las desigualdades raciales y el número de visitas al doctor, haciendo énfasis en la salud preventiva y evitando los diagnósticos errados y la insatisfacción de los pacientes”, dijo la doctora Michell Katz, presidenta y CEO del NYC Health + Hospitals. “Como doctora primaria reconozco la importancia de entender a los pacientes en su idioma. Hablo español y lo uso todo el tiempo. Hace una gran diferencia”.

La abogada Matilde Román, jefe de diversidad e inclusión en el NYC Health + Hospitals, dijo que el personal de los hospitales se siente orgulloso de atender a los pacientes en su idioma y de manera profesional. “La diversidad es nuestra especialidad y nos esforzamos por satisfacer las necesidades culturales de nuestros pacientes”.

Además de material impreso en 16 idiomas, esta campaña también usa un video que puede verse aquí: