Obrero ecuatoriano Marco Vinicio Martínez Arias. Foto familiar

A los 18 años y luego de pocas semanas de haber llegado a Nueva York, Marco Vinicio Martínez Arias falleció de un paro cardiaco después que una máquina le cayó en su pecho cuando trabajaba en construcción.

Martínez Arias vino de Paute, su ciudad natal del Azuay en Ecuador. Le debía 37,000 dólares a los coyotes que lo pasaron por la frontera y estaba dispuesto a pagarles con su trabajo honrado.

Empezó a laborar en una compañía de construcción de soldadura, donde por razones que aún están en investigación, fue arrojado  en su pecho con una maquina en su sitio de trabajo.
Su tío Angel Arias, con quien convivía, dijo: “Me da mucha pena que esto le haya sucedido, más que todo a su temprana edad porque tenía su futuro por delante y muchos planes para ayudarle a su madre y hermanos”.
La familia invita a su velación el próximo domingo 6 enero en la Funeraria Rivera, 104-02 de la 37 Avenida, en corona, Queens, de 4 a 9 de la noche.


Su cuerpo será trasladado a su ciudad natal de Paute para su cristiana sepultura.
La familia agradece cualquier acto de solidaridad. Puenden donar dinero en el portal  gofundme/ayudemos a Marco Martínez Arias.

Información y contacto: Walter Sinche 347 6847340

Alianza Ecuatoriana Internacional

100-05 Roosevelt Ave. Segundo piso

Teléfono: 718-255-1136  / Correo: info.ccandino@gmail.com