Robert Unanue en El Museo del Barrio durante la celebración de los 75 años de Goya Foods. Foto Javier Castaño

Por Javier Castaño

El presidente Trump ha insultado a los latinos y mexicanos en particular, llamándolos criminales. También insiste en la construcción del muro y ha atacado a los soñadores de DACA. El presidente Obama deportó más latinos y prometió reformar inmigración, pero no hizo nada. La ex senadora Hillary Clinton votó en el 2006 a favor de levantar el muro. Siete congresistas demócratas votaron durante seis años en contra de DACA y seguimos votando por estos políticos, incluyendo a la congresista Nydia Velázquez.

El presidente Trump fue electo y volverá a ser electo si seguimos cayendo en la misma trampa de los políticos republicanos y demócratas. Necesitamos crear voces auténticas en nuestra comunidad, que entiendan el presente, mejoren nuestro futuro y conozcan el pasado.

La empresa Goya Foods fue creada en 1936 por unos esposos españoles. Comenzó en un espacio pequeño en el bajo Manhattan, distribuyendo olivas y sardinas y ahora genera ingresos de 1.5 billones con más de 2,000 productos. Emplea a más de 4,000 personas y empaca comida de Latinoamérica, apoyando la industria de esta región.

Robert Unanue, CEO de Goya Foods, tiene todo el derecho a decir lo que quiera del presidente Trump, inclusive que es un gran líder y que reza por su bienestar. Puede estar totalmente equivocado, así como los que votaron por Trump en el 2016 y volverán a hacerlo este noviembre. Tienen todo el derecho.

Goya Foods ha apoyado muchas causas en la comunidad latina, con dinero, comida y becas a nuestros estudiantes. Ahora donará más de un millón de enlatados para combatir el hambre pandémico y “corregir” el error de Unanue en la Casa Blanca.

El sazón de Goya si es bueno y quienes atacan a esta empresa porque sus enlatados no son saludables, terminarán tragando potasio de Nestle, Hormel Foods, B&G Foods, Campbell, Tyson Foods y Sysco Foods, entre otras empresas que empacan comida en esta nación.