El secretario general del Sistema de integración Centroamericano (SICA), Vinicio Cerezo, indicó que los acuerdos firmados recientemente con EE.UU. deben ser revisados y replanteados de forma conjunta.

El secretario general del Sistema de integración Centroamericano (SICA), Vinicio Cerezo, calificó el fenómeno de la migración como un problema de carácter humano que «debe resolverse y no solo contenerse», y abogó por un acuerdo que contemple a los países del Triángulo Norte.

El funcionario dijo que debe tratarse desde la perspectiva humana de quienes se ven obligados a dejar su país de origen.

En entrevista Cerezo, indicó que los acuerdos firmados recientemente con Estados Unidos deben ser revisados y replanteados de forma conjunta.

«Juntos, solito cada uno de los países, no tiene ni la fuerza, ni la capacidad ni la presencia para negociar con Estados Unidos, entonces el acuerdo debe ser de los tres países, plantear el apoyo de la región y tener un acuerdo con México para que juntos todos negociemos una nueva fórmula con Estados Unidos», afirmó Cerezo.

Además remarcó que Centroamérica no solo expulsa migrantes sino también es una región de tránsito y de allí su importancia. Indicó que el Sistema de Integración Centroamericana trabaja en una política que incluye la migración.

«(Dicha política debe estar) dirigida a resolver el problema de los migrantes y a darle un tratamiento a ese fenómeno de carácter humano, de seguridad y de oportunidades», expresó.

Cerezo además señaló que la migración no se detendrá con muros ni medidas de seguridad porque es un problema de necesidad de las personas: «La única solución que Estados Unidos tiene para el problema de la migración es ayudar al desarrollo de Centroamérica para que los migrantes no se vean obligados a irse sino encontrar las oportunidades en nuestra región».

El SICA está integrado por los países de Centroamérica, Belice y República Dominicana y su próxima reunión será en El Salvador en diciembre.

Guatemala, El Salvador y Honduras firmaron acuerdos individuales con Estados Unidos en julio y septiembre pasado.

VOA