La Iglesia Católica en Cuba informó que el gobierno de La Habana permitirá que otros cinco disidentes encarcelados salgan del país, hacia el exilio en España.

Los cinco no son parte del grupo de los 52 prisioneros políticos que Cuba se comprometió a liberar bajo un acuerdo alcanzado, en mayo, por el arzobispo de La Habana, el presidente cubano Raúl Castro y el gobierno español.

Entre los liberados se encuentra, Juana María Nieves Mena, según la nota del arzobispado de La Habana.

Hasta el momento un total de 39, de los 52 prisioneros políticos que hacen parte del acuerdo, han sido liberados de Cuba. Los 52 son parte de un grupo más grande de disidentes arrestados durante una represión del Gobierno contra la oposición en 2003.

Un comunicado del Arzobispado de La Habana que no aclaró los delitos ni las condenas, reveló que con la próxima salida hacia España de estos cinco disidentes, entre ellos una mujer, se eleva a 47 la cifra de opositores liberados. “En continuidad con el proceso de liberación de prisioneros, se informa que otros cinco serán excarcelados próximamente”, dice la breve nota.

Los grupos de derechos humanos los consideran prisioneros políticos, pero el gobierno cubano sostiene que son criminales que trabajan para Estados Unidos.

Lea además: Fariñas podría volver a la huelga

Elizardo Sánchez, portavoz de la Comisión Cubana de Derechos Humanos, dijo a la agencia Reuters que estos presos son parte del centenar de cubanos que han sido condenados por razones políticas. “A todas luces continúa el proceso de excarcelación”, dijo Sánchez.

El anuncio de nuevas excarcelaciones se produce inmediatamente después del anuncio del otorgamiento del Premio Sájarov de derechos humanos que concede el Parlamento Europeo al disidente cubano Guillermo Fariñas, quien realizó una huelga de hambre de más de cuatro meses para pedir la liberación de decenas de presos políticos.

Los próximos liberados tampoco son parte del grupo de los 75 condenados a penas de entre 6 y 28 años en el 2003, de los que aún permanecen en prisión 13. Otros nueve están en la isla en libertad condicional y el resto viajó a España. En las últimas semanas el gobierno extendió incluso la oferta de emigrar a algunos de los sancionados en el 2003 que permanecen en la isla pero en libertad condicional.

También ofreció la salida del país hacia Estados Unidos a Reina Luisa Tamayo, la madre del preso político Orlando Zapata, muerto en febrero tras una huelga de hambre para reclamar mejores condiciones de detención, quien dijo que no se irá hasta que le entreguen los restos de su hijo, cuya muerte desató críticas contra Cuba.

Voa