Imagen de niño que sufre de inflamación relacionada al Coronaviurs que exhibió en teleconferencia Joseph Masci, director general de medicina del Hospital Elmhurst de Queens.

El Departamento de Salud de la Ciudad de Nueva York recibió información sobre estos casos y se determinó que se ajustaban a la definición de este tipo de casos establecida por los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos.

El nuevo síndrome consiste en fiebre, pruebas de laboratorio de la inflamación, implicación de múltiples sistemas orgánicos e infección o exposición a COVID-19.

Tras una investigación del Departamento de Salud y Salud Mental de la Ciudad de Nueva York, hasta la fecha se ha determinado que 89 pacientes pediátricos presentan síntomas compatibles con el síndrome inflamatorio multisistémico en niños (MIS-C) que se ha reconocido recientemente. Los 89 pacientes cumplieron con la definición de caso del MIS-C de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). El Departamento de Salud lanzó una amplia investigación que identificó posibles casos, algunos de los cuales no se ajustan a la definición de los CDC.

«Este nuevo síndrome es muy alarmante, sin embargo, estamos actuando de manera agresiva para asegurarnos de que los niños reciban el cuidado temprano que necesitan para ayudarles a recuperarse por completo», dijo la comisionada de Salud, la Dra. Oxiris Barbot. «Hemos estado contactando con médicos y padres para informarles sobre el MIS-C y seguiremos investigando a fondo los casos que se notifiquen al Departamento».

Hasta el 20 de mayo, se han registrado 158 presuntos casos de MIS-C al Departamento de Salud. De estos 158 casos, se determinó que 26 no cumplían con los criterios del síndrome y 43 están todavía bajo investigación.

Los síntomas comunes del MIS-C incluyen fiebre, irritabilidad o lentitud, dolor abdominal, diarrea, vómitos, sarpullido, ojos rojos o rosados, inflamación de los ganglios linfáticos («glándula») en un lado del cuello, labios o lengua rojos agrietados, o manos y pies hinchados. Las pruebas de laboratorio de rutina revelan evidencia de inflamación y afectación del corazón, los riñones, los pulmones, la piel, el sistema gastrointestinal y el sistema neurológico son elementos de este nuevo síndrome.

A raíz de los informes sobre el nuevo síndrome en Europa a finales de abril, el Departamento de Salud inició el 29 de abril una labor de divulgación entre la comunidad médica mediante contactos con las unidades de cuidados intensivos pediátricos. A esta iniciativa le siguieron varios seminarios por internet con proveedores y una alerta sanitaria del 4 de mayo a decenas de miles de médicos locales. Desde entonces, la ciudad ha lanzado una próxima campaña publicitaria en las paradas de autobús, los quioscos de LinkNYC, los medios de comunicación locales, la radio, la televisión y los medios digitales con el fin de alertar a los padres y madres de los síntomas.