Volkswagen Tiguan 2017: Enamora por su manejo

Volkswagen Tiguan 2017: Enamora por su manejo

Por: Roger Rivero

En el 2018 conoceremos un Tiguan totalmente nuevo. El calendario VW parece haberse quedado estancado en el tiempo para este modelo, que no recibe ningún cambio sustancial desde hace mucho, ¿Cuántos? ¿Ocho, nueve años? Esto es “música para los oídos” de los que estén buscando un SUV compacto.

Manejamos el más pequeño utilitario en la alineación Volkswagen por una semana, y para ser honestos, quedamos con buena opinión general.

Hay una sola opción de motor y transmisión. Un turboalimentado de 4 cilindros y 200 caballos de fuerza, que acoplado a la transmisión automática de 6 velocidades, hacen al Tiguan realmente disfrutable en cuanto a rendimiento. Cierto que este es un auto familiar, en el que potencia no es prioridad, pero que bien se siente cuando se necesita pisar el acelerador, y saber que tendrás una respuesta sólida del motor.

La tracción en todas la ruedas (AWD) es opcional, y con esta el sistema “4Motion” de Volkswagen monitorea constantemente la tracción de las ruedas, para distribuirles poder según se necesite. En situaciones regulares de manejo, el Tiguan solo usará tracción delantera, pero cuando sea necesario, el “4Motion” hace un excelente trabajo proveyendo tracción en difíciles condiciones, como hielo o nieve.

Otro ángulo válido es su interior por su excelente uso de materiales y la limpieza y sobriedad alemana de diseño. Es precisamente en el interior, donde comienzan las quejas de los consumidores norteamericanos sobre el Tiguan. Con casi tres millones de unidades vendidas en buena parte del mundo, es Estados Unidos, donde casi todo tiene que tener dimensiones descomunales, al Tiguan se le critica por su escaso espacio de carga (24 pies cúbicos sin doblar los asientos) y poca amplitud para las piernas de los pasajeros en la parte trasera.

El interior del

El interior del 2017 Tiguan tiene su estilo propio, unificado y sobrio.

Otro punto en contra son los récords de seguridad. Si bien no hay nada aquí de que alarmarse, con 4 estrellas de calificación total, queda por debajo de varios de sus competidores, siendo las pruebas de choque frontal y protección para los pasajeros, las más comprometidas.

El 2017 Tiguan viene en cuatro modalidades, todas con la misma opción de motor que ya mencionamos. El Tiguan S comienza en los $24,995. Le siguen el Wolfsburg por $30,095 y el Sport que trae precio básico de $32,605. En la cima de la lista queda el SEL por $34,500. Agregar el sistema 4Motion de tracción en todas las ruedas costaría unos $2,000 más.

A pesar de lo aquí mencionado, el Tiguan muestra sus virtudes en la carretera, con una marcha serena y compuesta, dinámica atrevida y excelente comodidad para el conductor. Esa es su mayor virtud. Cruzando una fina línea entre un SUV regular y uno de lujo, el Tiguan enamora por su manejo.

Roger Rivero, periodista independiente, miembro de NAHJ y NWAPA. Los vehículos son proporcionados por los fabricantes por una semana y no influyen en su opinión.

468