Taxista Conrado Medina será Contador Público

Taxista Conrado Medina será Contador Público

Gissell Calvo

Conrado Medina es uno de los muchos latinos que llegan a Nueva York en busca de cumplir el sueño americano. Este hombre, de 60 años, llegó indocumentado y sin saber hablar inglés, pero con unas ganas inmensas de encontrar un mejor futuro.

Medina tenía que trabajar en diversos oficios como lavar carros y realizar tareas domésticas para poder obtener el dinero suficiente para su sustento diario. “Yo me rebuscaba en todas partes, porque tenía que conseguir algunos dólares para poder subsistir”, dijo Medina. Sin embargo, él se había trazado un objetivo:  poder estudiar una carrera universitaria.

Después de trabajar durante varios años, logró reunir la primera cuota para la compra de  un taxi, pidió el préstamo al banco y comenzó a manejar por las calles de Nueva york. Durante largas jornadas Medina conducía escuchando en la radio las narraciones de su deporte favorito, el fútbol.

Pero años más tarde, con la llegada de las plataformas digitales, la competencia aumentó y el taxi dejó de ser un negocio rentable y se volvió peligroso. “Una vez me iban a robar, yo intenté defenderme, pero me arrestaron”, dice Medina. Ninguna de estas experiencias pudo detenerlo y siguió trabajando incansablemente hasta que logró conseguir un curso de inglés a buen precio y al salir de trabajar se dirigía al instituto. Poco a poco logró tener un inglés más fluido y esto le abrió las puertas de la universidad.

Actualmente se encuentra a unos pocos meses de terminar su carrera universitaria de contaduría pública y se siente orgulloso porque a pesar de ser la persona de mayor edad en su salón de clase, gracias a su compromiso y dedicación va a conseguir el título que siempre quiso. “Me costó mucho estudiar después de tanto tiempo, pero ha valido la pena”, dijo Medina con una sonrisa en el rostro.

 

 

468

Deja un comentario