Nueva ley de impuestos

Nueva ley de impuestos

Antes de abandonar la Casa Blanca y partir a Florida para sus vacaciones navideñas, el presidente de EE.UU., Donald Trump, firmó el paquete de reforma tributaria considerada la primera victoria legislativa del Partido Republicano.

El mandatario también firmó un plan temporal de gastos para evitar el cierre del gobierno, otorgando tiempo adicional a los miembros del Congreso para debatir la ley de presupuesto nacional para el año fiscal 2018.

El paquete de reforma fiscal de $1,5 mil millones de dólares proporcionará recortes impositivos generosos a las corporaciones y a los estadounidenses más ricos, y recortes más modestos para la clase media y las familias de bajos ingresos.

Poco antes de la firma, Trump habló del tamaño de la reducción de los impuestos, declarando a los reporteros en la Oficina Oval de la Casa Blanca que “los números hablarán” y que los trabajadores verán incrementar sus cheques en febrero.

Horas antes de la promulgación de la ley, Trump tuiteó que se estaba alistando para la firma. El presidente había dicho inicialmente que esperaría a estampar su firma en la iniciativa de ley hasta después del 1 de enero, pero luego cambió de opinión.

Se trata de la primera reforma importante de las leyes tributarias del país desde 1986, pero están lejos de ser los mayores recortes impositivos en la historia estadounidense, como afirma el presidente.

Según algunos cálculos, los recortes fiscales abultarán el creciente déficit presupuestario de la nación. Voa

468