La cruda realidad detrás de la Concacaf

La cruda realidad detrás de la Concacaf

Por más promoción televisiva, radial y escrita; el desarrollo de la Copa Oro le interesa muy poco al público y no solo por el bajo nivel futbolístico. Es una muy mala fecha para realizarlo, la gente toma sus merecidas vacaciones; además de “estar hasta el cuello” de fútbol, (Ligas Europeas, Champions, Copa Confederaciones).

El fútbol en esta confederación no crece, salvo en México y un poco en Estados Unidos, en el resto de los países se evidencia la falta de apoyo al profesional. La situación económica de cada país así como la falta de interés por el fútbol, (por caso Canadá) permiten que la organizacion de la Copa Oro, sea responsabilidad casi exclusia del principal patrocinador; La cadena Univision, quien junto a otros magnates invierten el dinero solo en campos rentables.

Los clubes de la Concacaf en su mayoría afrontan atrasos salariales, falta de medios e infraestructura para entrenar al jugador con tecnología y técnicas de última generación, presidentes y dirigentes corruptos, que solo buscan llenarse sus bolsillos sin importarles mejorar la calidad del producto que representan (y del cual viven)  incluso contratando jugadores extranjeros viejos, u otros que no son conocidos, en detrimento de los jóvenes talentos autoctonos.

GABRIEL CORTEGGIANO logoLos integrantes de los cuerpos técnicos no escapan a la calamidad,  quizás por mantener la fuente laboral no denuncian falencias ni exigen elementos de trabajo (se arreglan con lo que tienen a mano); algunos se enojan de manera bochornosa cuando son despedidos, y aprovechan ese momento para denunciar ante la prensa la falta de apoyo; y por caso, la plata que aun le adeudan. En Centroamérica muchos de los seleccionadores nacionales, son extranjeros.

El Dr Maturana decía: “se juega como se vive” refiriendose a la idiosincrasia de cada pueblo. Como ejemplo: EEUU probo con Klinsmann, y asi le fue; saco del plantel a los referentes y por ende el onceno Yankee perdio ese envion que prometia catapultarlo al top five del ranking FIFA. Como ejemplo: Italia desde su última conquista en Alemania 2006 no puede configurar una seleccion que al menos llegue a la semi final de un mundial; a pesar de tener una liga local super competitiva, tres equipos que juegan bien alto la Champions League, y un alineador nacional Italiano.

Entonces,  que se puede esperar de un Pais donde el futbol es semi profesional, y para vivir necesita jugar en estadios construidos estrategicamente por multimillonarias empresas cerca de comunidades latinas (no es casualidad), y en algunos casos “multifunción”; donde conviven con el fútbol,  el baseball y los recitales musicales. Al sur de la frontera, México tiene clubes con mucho dinero para reforzar y armar planteles competitivos, dinero emergente a veces de dudosa procedencia; pero una seleccion mayor (seguida por una multitudinaria e irrespetuosa afición) que fuera de este ámbito no puede progresar.

En suma si Estados  Unidos gana o no esta edición de la Copa Oro, el sentimiento durará unas horas, al día siguiente debemos ir a trabajar (los más osados con la playera Yanquee, solo para burlar al mexicano) y rendir al 100%, con muy poco margen de tiempo para comentar las instancias del encuentro deportivo. Entonces, se juega al fútbol como se vive; sin pasión, solo para generar dinero.

 

 

 

 

468

Deja un comentario