El nuevo presidente de Colombia, Ivan Duque, anunció el martes al asumir su cargo que implementará “medidas correctivas” para el acuerdo de paz de 2016 que su predecesor Juan Manuel Santos alcanzó con los rebeldes izquierdistas de las FARC.

“Implementaremos medidas correctivas para garantizar que las víctimas reciban la verdad, la justicia proporcional, las reparaciones, y ninguna repetición” del pasado, dijo Duque sobre el trato de las FARC.

El nuevo mandatario colombiano también dijo que tomaría medidas más duras en las conversaciones con el ELN, el último grupo rebelde activo del país, y que “ha llegado el momento de evitar que los grupos armados ilegales que secuestran y trafican drogas pretendan ganar beneficios mimetizando sus delitos con causas ideológicas”.

Vista general de la Plaza Bolívar durante la ceremonia de inauguración del nuevo presidente de Colombia, Ivan Duque, en Bogotá, Colombia, el 7 de agosto de 2018. REUTERS / Carlos Garcia Rawlins -
Vista general de la Plaza Bolívar durante la ceremonia de inauguración del nuevo presidente de Colombia, Ivan Duque, en Bogotá, Colombia, el 7 de agosto de 2018. REUTERS / Carlos Garcia Rawlins –

Diez jefes de estado y delegaciones de 17 países asistieron a la toma de posesión de Duque como el sexagésimo presidente de Colombia.

El político de 42 años, del partido Centro Democrático, es el mandatario más joven de Colombia en 70 años.

En su discurso al asumir el poder, Iván Duque dijo que quiere gobernar a su país con “valores y principios inquebrantables”, aludió a su deseo de superar las divisiones de izquierda y derecha y mediante el diálogo, con un “espíritu de construir, nunca de destruir”.

Duque dijo que recibe un país convulsionado, mencionó los más de 300 líderes sociales que han sido asesinados en los últimos dos años, los cultivos ilícitos que se han expandido exponencialmente en los últimos años y las bandas criminales que que afectan cada vez más a las diversas regiones del país.

También afirmó que su gobierno devolverá el valor a la palabra estado, al mencionar que “se han hecho promesas y compromisos con organizaciones sociales sin asegurar su financiamiento”.

Iván Duque prometió también trabajar por la reforma judicial, contra el hacinamiento carcelario y los procesos interminables, combatir la corrupción y mejorar la tecnología en el sistema de justicia.

Sobre su política internacional, reiteró: “haremos respetar la Carta Democrática Interamericana, promoveremos la libertad de los pueblos de la región y denunciaremos en los foros multilaterales, con otros países, las dictaduras que pretenden doblegar a sus ciudadanos”, y puntualizó que eso lo harán “con palabras y argumentos, sin ninguna actitud bélica”.

La vicepresidenta Marta Lucía Ramírez también juramentó a su cargo, en la ceremonia en Bogotá. Voa