Copa Mundo grupos G y H: cuidado con las emociones

Copa Mundo grupos G y H: cuidado con las emociones

GABRIEL CORTEGGIANO logoNada fácil para la selección de Panamá, dirigida por el Bolillo Gómez en su debut mundialista. En el Grupo G le toca enfrentar a Bélgica, Túnez e Inglaterra. El equipo de Panamá llega directamente al Mundial habiendo derrotado a Costa Rica (con un gol fantasma) por 2 a 1. Un equipo que destaca a su portero titular Jaime Penedo con roce internacional. El resto del plantel tratará de manejar los nervios característicos del debutante con poco nivel futbolístico.

Túnez se caracteriza por su atildado juego colectivo, buen manejo de pelota y con un esquema conservador (4-4-2). Sus medios son batalladores y conocen como desdoblar la marca, salen rápido de contragolpe para crear espacios a espaldas de sus rivales y hacer prevalecer su presencia física. El técnico tunecino se llama Nabil Maloul, considerado por la afición como un gran estratega.

Inglaterra llega al Mundial bajo la dirección técnica de Garet Southgate. Lejos han quedado aquellos planteles Ingleses plagados de estrellas en donde se podía decir que la convocatoria era obvia. Hoy el equipo anglo no tiene tantos destacados en su nómina. Los Ingleses podrían dar la “sorpresa” de ser eliminados en la primera ronda.

La contracara de Inglaterra es el equipo de Bélgica, favorito a ganar el Grupo G que presentará al mejor plantel de su historia. Desde Courtois (arquero titular) pasando por Hazard, De Bruyne, Vertonghen y Lukaku, figura y máximo goleador de los Diablos Rojos, quienes son dirigidos por Robert Martínez Montoliu. Bélgica será una escuadra en donde conjugan cualidades como experiencia, dinámica y efectividad. Candidato a ganar el Mundial, a pesar de que muy pocos lo tienen en cuenta. ¡Cuidado con este equipo!

Polonia, cabeza del Grupo H, es una seleccion muy joven y por ende inestable. Los polacos han sabido desplegar un fútbol dinámico y moderno y han derrotado a los grandes, pero también han sucumbido ante los chicos. Veremos si los jugadores logran conseguir la confianza necesaria para exhibir la mejor versión del fútbol polaco. Un dato importante es que el goleador Lewandowski luce muy lento, viejo y con la pólvora mojada.

Sadio Mane será el cerebro de Senegal, jugador fundamental y con altos rendimientos en Liverpool. Está brillando a pleno en su mejor momento futbolístico. Quizás este Mundial sea testigo de la entrega física que el senegalés desarrolla con un solo objetivo: meter la pelota dentro del arco rival, convirtiéndose así en el goleador del certamen.

Japón se suma al grupo con un plantel que corre durante todo el encuentro. Juegan con cuatro en el fondo, cinco en el medio y un solo delantero. En otras palabras, primero se defienden y luego atacan, pero siempre con mucha gente. Sus marcadores de punta atacan mucho por las bandas para hilvanar el juego con los volantes mixtos.  Quien encabeza el ataque es Shinji Kagawa, cerebro del conjunto nipón dirigido por Vahid Halhodzic, quien ha sido aceptado gradualmente por la afición japonesa.

Colombia por juego colectivo e individual es el gran favorito para ganar el Grupo H. Los dirigidos por José Néstor Pekerman tendrán la responsabilidad de elevar el nivel de clasificación de la escuadra cafetera en los pasado mundiales. En Colombia se destacan Murillo, Zapata Cuadrado, Falcao, Arias, Fabra y Bacca, además del astro James Rodríguez, un diez como le gusta al estratega argentino Pekerman. James juega sin posición fija por todo el terreno de ataque, alimentando a los atacantes o terminando las jugadas. Si Colombia logra hilvanar una seguidilla de buenos resultados, basados en buen manejo de juego y equilibrio emocional, la confianza en sí mismo crecerá y podrá llegar muy lejos. La afición deberá tener cautela y no celebrar con anticipación. Pasar la primera ronda no significa ganar el Mundial. Hay que dominar el balón y las emociones en todos los partidos.

Deja un comentario