Cali Salsa P’al Mundo y su historia de amor

Cali Salsa P’al Mundo y su historia de amor

Por Mauricio Hernández

El sexto aniversario de Cali Salsa P’al Mundo en Jackson Heights se celebró a lo grande. Tenían muchos motivos para ello: siete trofeos, entre ellos el título mundial en Cabaret Grupos, obtenidos recientemente en el World Salsa Summit en Miami. Y también la consolidación del sueño de tener su propia escuela, como se lo habían propuesto 15 años atrás en Cali, Colombia.

Los fundadores de Cali Salsa P'al Mundo. Foto: Cortesía

Los fundadores de Cali Salsa P’al Mundo. Foto: Cortesía

“Que orgullo para mi y Jhonatan Ramos haber obtenido junto a nuestros bailarines el título mundial; gracias Dios por todo lo que nos ha dado, y gracias a Otto Nuñez y a Sandra Salazar por confiar en nosotros, apoyarnos cuando más lo necesitamos, y ser parte fundamental de nuestro Cali Salsa”, dijo emocionada Vivian Reyes.

Reyes se refería a sus socios, la pareja de compatriotas que les había dado la mano en los momentos más difíciles. Los bailarines Jhonatan y Vivian vinieron durante varios años a hacer presentaciones en los festivales colombianos en Queens. En una de las presentaciones conocieron a Otto y Sandra. “Los invité a que bailaran para mi esposa Sandra en el teatro de Boulevard (antes Natives)”, dijo Nuñez al recorder que entonces se fraguó una bonita amistad.

Nuñez había llegado a Nueva York 20 años atrás y había constituido su empresa de construcción, que le garantizaba Buenos ingresos. Entonces envío por su novia a Palmira, que llegó al año; hoy cumplen 26 años de casados.

“En 2010 llegaron a mi casa Jhonatan, Vivian y diez bailarines más, pues los habían sacado del lugar donde vivían. No lo dude ni un minuto, y se quedaron todos en mi casa. Estando lejos debemos ayudarnos, y ellos eran paisanos caleños y con mucho talento”, dijo Nuñez en la sede de la escuela.

El matrimonio empresarial dio sus frutos. Las estanterías de la escuela están llenos de trofeos, de recuerdos de luchas, de sueños compartidos, pero especialmente de una gran Amistad.

“Gracias por ser nuestros Ángeles de la Guarda”, dijo Vivian Reyes, recordando el apoyo de Otto y Sandra. “Nuestros éxitos son el resultado de la Amistad, la colaboración y la solidaridad entre paisanos’, dijo Nuñez.

 

468