El alcalde Bill de Blasio en el Lincoln Hospital donde hizo el anuncio del plan de atención médica para todos, incluyendo indocumentados.

Todos los neoyorquinos, incluyendo los indocumentados, tendrán atención médica. Así lo anunció hoy martes el alcalde Bill de Blasio. Es la cobertura de salud más abarcadora que existe en los Estados Unidos.

El alcalde de Blasio dijo: “La atención médica es un derecho y no un privilegio para quienes puedan pagar… Mientras que el gobierno federal trabaja para quitarle la atención médica a millones de estadounidenses, la ciudad de Nueva York se halla al frente en la lucha por garantizar que todos sus residentes tengan acceso a una atención médica de calidad y completa, sin importar el estatus migratorio o su poder adquisitivo”.

El plan del alcalde beneficiará a más de 600 mil personas que no tienen seguro médico y podrán obtenerlo por intermedio de MetroPlus, una opción pública.

El programa se denomina NY Cares y será lanzado este verano a un costo de 100 millones de dólares. Cubrirá la salud física y mental de las personas, además de programas contra el alcohol y la drogadicción.

“Las personas pagarán lo que puedan”,  dijo el alcalde de Blasio. “Si no los atendemos, entonces terminaremos pagando mucho más cuando estén más enfermos”.

En un tweet el alcalde de Blasio escribió que “la sala de emergencia no debe ser la primera parada” e hizo énfasis en la atención médica preventiva.

El alcalde de Blasio es demócrata y se considera progresista. Los republicanos se han opuesto a pagar por el costo médico de los indocumentados y también han querido desmontar el programa de seguro médico conocido como Obamacare.

El anuncio del alcalde de Blasio se produjo después que Gavin Newsom, gobernador de California, delineó un plan de salud similar.

En la ciudad de Nueva York los beneficiados podrán llamar al 311 para obtener citas con doctores generales, cardiólogos, pediatras, ginecólogos y otros servicios médicos.

“La solución real es salud médica para todos en esta nación”, dijo el alcalde de Blasio en el Hospital Lincoln de El Bronx.